Serbia logra la tercera plaza ante una Gran Bretaña errática (81-55)

Sonja Petrovic lanzando un triple ante Cheridane Green. Imagen de FIBA

Serbia y Gran Bretaña se jugaban ser la tercera clasificada del torneo torneo en esta ‘final de consolación’ donde ambas peleaban por conseguir medalla. Para las británicas era la primera vez en este tipo de partidos, en cambio las serbias trataban de conseguir salvar la papeleta en su torneo.

El partido empezó con Serbia anotando todo lo que tiraba, con una Maja Miljkovic muy acertada por parte de las serbias y con Temi Fagbenle aguantando el tipo para el cuadro británico tras el enfásis incial del equipo local, dejando el marcador 15-8 en tras los primeros cinco minutos de juego.

A partir del ecuador del cuarto, Gran Bretaña pareció recuperar terreno en el marcador gracias a la anotación de Johhanah Leedham , tratando de recortar distancias en el marcador. Pronto Serbia recuperó su nivel anotador y logró llevarse la ventaja al final del primer cuarto por 25-16.

El segundo cuarto, y a pesar de que Serbia mantuvo el acierto desde el triple con jugadoras como Sasa Cadjo, tuvieron que aguantar la presión anotadora en la zona de Fagbenle o Cheridene Green, dejando un marcador parcial de 35-24 al ecuador del cuarto.

Antes del descanso, Gran Bretaña puso un parcial de 0-9 para igualar el marcador y aprovechar así los clamorosos errores serbios bajo los aros. A pesar de ello, las serbias lograron reaccionar con Sonja Petrovic y Dragana Stankovic al contraataque, dejando un marcador de 40-33 al momento de irse al túnel de vestuarios.

El tercer cuarto empezó de forma errática para ambos combinados pero Serbia fue poco a poco, recuperando el tono llegándose a distanciar en cierto momentos hasta por 20 puntos, rematando el marcador muy pronto con un 53-37 al ecuador del cuarto.

A partir de ahí, y a pesar de los esfuerzos de Fagbenle por tratar de solucionar la papeleta, Serbia volvía a valerse de los robos y contraataques para mantener la diferencia abultada que habían logrado en el primer tramo del cuarto. Antes del último cuarto, el marcador era de 61-39.

El último cuarto comenzó con el conjunto de Marina Maljkovic tratando de amasar la mayor diferencia posible, siguiendo con su identidad de robar balones y anotar aplacer bajo los aro de una selección británica que, a pesar de pelearlo hasta el final, veía como un marcador de 69-45 era insalvable a estas alturas de partido.

Finalmente, el marcador fue de 81-55 y encumbró el gran torneo a la selección de Serbia, que lograban subir al podio en un Eurobasket que co-organizaron a las mil maravillas, donde Gran Bretaña fue la gran sorpresa del evento, que con Chema Buceta a los mandos, brillaron más que nunca en este tipo de eventos.

Un comentario

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios .