LaMarcus Aldridge se retira, Stephen Curry hace historia y los Clippers apuntan alto

Esta semana hemos conocido algunas noticias negativas en la NBA. Aldridge ha anunciado mediante un comunicado su retirada definitiva del baloncesto por problemas en el corazón y Jamal Murray se perderá lo que resta de temporada por un desgarro del ligamento cruzado. Otra de las noticias más destacadas de la semana ha sido protagonizada por Stephen Curry, que tras anotar 53 puntos frente a los Nuggets, se ha convertido en el máximo anotador de la historia de la franquicia, superando a Wilt Chamberlain.

Tras una temporada en la que los problemas de química en el vestuario acabaron con una plantilla que prometía mucho, parece ser que Tyronn Lue (campeón de la NBA en 2016) ha encontrado con la clave para tener a un equipo unido. Los Clippers (39-18) son terceros de la Conferencia Oeste, con 3 victorias de diferencia sobre el cuarto clasificado (los Nuggets). Los angelinos han ganado sus últimos 7 encuentros de forma consecutiva, y es un equipo que después de todos los problemas que ha tenido, tiene como principal objetivo alcanzar las finales de conferencia, algo que nunca han logrado en toda su historia. Además de Paul George y Kawhi Leonard, han encontrado en Marcus Morris a un complemento ideal gracias a su buen tiro exterior. El interior nacido en Philadelphia ha anotado 33 y 22 puntos en los dos últimos partidos que ha disputado, con un excepcional 9 de 11 en lanzamientos desde la larga distancia.

Otro de los equipos que ha firmado muy buenas actuaciones en estas dos semanas de competición han sido los Dallas Mavericks. Los texanos consiguieron una racha de 5 victorias consecutivas hace una semana, y todo ello con la baja de Kristaps Porzingis. Han ganado 7 de sus últimos 10 partidos y es un equipo que ha demostrado que puede competir frente a cualquiera, siendo prueba de ello la victoria frente a los Utah Jazz, en la que mostraron una gran solidez defensiva durante todo el encuentro. Este año, los secundarios como Jalen Brunson, Tim Hardaway Jr y Finney-Smith están funcionando a la perfección, y la adquisición de Josh Richardson ha sido todo un acierto para la franquicia.

La epidemia de las lesiones sigue en la mejor liga del mundo y en estas dos semanas se ha cobrado dos nuevas víctimas. James Harden, que se había perdido algunos partidos por una lesión en el tendón de la corva, tuvo que retirarse la semana pasada del encuentro frente a los Knicks tras disputar apenas 4 minutos por sentir molestias en esa zona. Desde entonces no ha podido volver a jugar con los Nets. Hace 3 días, por medio de Shams Charania, conocíamos otra grave lesión, algo que parece lo habitual esta temporada. Según indicaba el periodista del medio The Athletic, Jamal Murray se perderá lo que resta de temporada debido a un desgarro del ligamento cruzado de su rodilla izquierda. Una lesión que supone una muy mala noticia para un equipo que estaba contando con muy buenas sensaciones esta temporada, y más todavía por la edad del jugador (24 años). Otra de las malas noticias que hemos conocido esta semana es el retiro de uno de los fichajes del trade deadline de los Brooklyn Nets, LaMarcus Aldridge. Tras 15 temporadas en la NBA, el interior de 35 años deja el baloncesto de forma definitiva debido a unos problemas de corazón que le impiden seguir compitiendo. Sin duda una noticia completamente inesperada a estas alturas de la temporada, y más siendo uno de los refuerzos más importantes de la temporada para los Nets.

Pero no todo son malas noticias en la liga, la semana pasada conocimos la vuelta de algunos jugadores que habían sufrido graves lesiones. Kevin Durant (sin jugar desde febrero), D´Angelo Russell (desde febrero sin jugar), Cole Anthony, Joel Embiid y Killian Hayes han podido volver a las pistas después de perderse muchos partidos.

Estas semanas hemos vivido varias actuaciones que han logrado superar los 50 puntos. Dos de ellas fueron el pasado viernes, cuyos protagonistas fueron Jayson Tatum (53 puntos vs Wolves) y Zach LaVine (50 puntos vs Hawks). Por último, Stephen Curry anotó 53 puntos el lunes frente a Denver con un espectacular 10 de 18 en triples. Además, el base de Akron hizo historia tras esa anotación, superando a Wilt Chamberlain como máximo anotador de la historia de los Warriors. Curry ha promediado 39.8 puntos en los últimos 6 encuentros que ha disputado, con un 49.5% de acierto en triples. Promedia 30.7 puntos esta temporada y está firmando números de MVP, pero el equipo se ha visto muy condicionado desde que se conociera al inicio de la campaña que Klay Thompson se perdería otra temporada más. Actualmente buscan esa octava posición ocupada por los Memphis Grizzlies (están a medio partido), siguiéndoles muy de cerca los Spurs (décimos), también a medio partido del noveno puesto.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios .